[REVIEW] The Master Chief Collection

[REVIEW] The Master Chief Collection

0 36

Año: 2001. Consola: Xbox. Empresa: Bungie, de la mano de Microsoft. Objetivo: Crear un FPS que pudiera sacar del pedestal a Half Life, GoldenEye y Medal of Honor Allied Assault. Resultado: ‘Halo: Combat Evolved’. Ya han pasado casi 15 años de ese suceso y hasta el día de hoy da MUCHO de qué hablar, consagrándose como una de las sagas más exitosas, famosas y reconocidas del mundo FPS, gamer y online.

Luego de Halo Reach, Bungie aseguró que no continuaría trabajando en esta franquicia. Por lo mismo, algunos ex empleados de este estudio decidieron formar 343 Studios, con el objetivo único de continuar el legado. Para finales del 2014, Microsoft y los ya mencionados personajes de 343 Studios, deciden publicar un compendio con cuatro, sí cuatro juegos en uno. Esta colección traería las versiones remasterizadas en HD de Halo: CE y Halo 2, más las versiones intactas de Halo 3 y 4, incluyendo como DLC Halo ODST y Reach. Veremos de manera muy resumida cada una de estas entregas a la espera de lo que será el lanzamiento de Halo 5: Guardians la próxima semana.

4games

Les adelanto, la colección completa se gana un 10/10: Es lejos de ser el mejor juego de la historia, pues no es perfecto. Pero no es perfección lo que busco y este juego se lo gana porque por el precio de uno nos dan cuatro JUEGAZOS, y no sólo eso, sino que versiones remasterizadas. 343 Studios buscó ir con todo y ganarse a los fans; pudieron haber hecho como lo hicieron los genios de Gears of War y haber vendido cada juego por separado, pero no, decidieron lo que pocos tienen las agallas de hacer, poniendo todo en la parrilla y apostando por mostrar por qué Halo cambió el gaming de consola para siempre. Son esas agallas las que premio con este prestigioso puntaje.

 

Halo: Combat Evolved

haloce

Este juego vino a revolucionar (o al menos intentarlo) el mundo gamer de consolas mediante un FPS que lograra atraer público de los shooters a este medio que no era muy experimentado en esto. El éxito de GoldenEye para N64 fue una inspiración para decir “sí se puede”, y sabían que era muy importante afianzar un nivel de multiplayer competitivo si querían ganarle a alguien. Y vaya, ¡lo consiguieron! Tomando en cuenta que este juego salió antes que el lanzamiento de Xbox Live, la consola era capaz de aguantar hasta 4 jugadores locales y generar lan parties de hasta 4 consolas para 16 jugadores lanzados al combate. Si bien fue criticado el hecho que no existía la posibilidad de usar bots en multiplayer, honestamente no le veo gran importancia. Además, este juego traía la posibilidad de jugar la campaña en modo co-op local, lo cual hacía de la experiencia single player no tan “single”, y bastante “player”.

Halo: CE estaba pensado para jugadores que no conocían los FPS con twin sticks: personajes que aguantaban harto daño con un sistema de doble vida (un escudo que se regenera y una barra de vida fija que se podía recuperar con health kits); no era necesario apuntar al estilo Call of Duty, sino que era más pensado en run & shoot; un escenario futurista lleno de colores y vida y una banda sonora memorable hasta el día de hoy. Ojo, que era un juego notablemente difícil, especialmente al avanzar en la campaña, pero su jugabilidad plástica hacía de la campaña algo enviciante.

Su versión HD trae NOTORIOS cambios en la estilización, nuevas texturas, nuevos juegos de luces, es realmente una remasterización en 1080p de pies a cabeza. Y, curiosamente, con el botón back puedes cambiar desde la gráfica de Xbox a Xbox 360 sin problemas. Lo otro, incluyeron animaciones que logran explicar mucho mejor ciertos aspectos del juego que quedaron mal explicados en su versión original.

halo-combat-evolved-anniversary-image-1

No quiero spoilear a nadie, asique si no has jugado el juego y te interesa la historia, NO LEAS EL SIGUIENTE PÁRRAFO.

La historia a grandes rasgos es que la humanidad se ve frente a una alianza de razas llamada The Covenant, que sin problema alguno despedaza mundos humanos sin siquiera esforzarse, y ellos ponen toda su esperanza en una raza híbrida que crearon llamados los Spartans. Master Chief es uno de los pocos sobrevivientes de lo que significa el proceso de convertirse Spartans-II y es la única esperanza de una solitaria nave, The Pillar of Autumn, que escapa del planeta Reach a pocos días de la invasión Covenant. En un salto a ciegas, llegan a la órbita de un extraño objeto con forma de anillo y deciden hacerle frente a sus perseguidores ahí.

Por sí sólo, tiene la campaña más larga de toda la saga, aunque también la más repetitiva en conceptos de estilo. Es un juego sólido, un excelente ejemplo de lo que significa diseñar bien un juego, y dentro de la escala se gana un notorio 9/10 con especial mención honrosa a su versión HD.

 

Halo 2

listen-to-the-halo-2-anniversary-soundtrack-right_ee2b.1920

Este juego sufre del síndrome del hermano del medio: No tiene comienzo cierto y el final llega sin siquiera esperarlo. Su versión remasterizada trae los mismos cambios y mejoras que Halo: CE, por tanto no ahondaremos más en eso, incluyendo las animaciones extras. En su versión clásica traía importante cambios en el motor gráfico, detalles y el constante cambio de escenografía hacía de su campaña algo realmente dinámico. Adicionalmente, introducen un personaje que será pivotal en la trama de Halo: Arbiter, el élite que era jefe de las fuerzas Covenant en la instalación 4 (la de Halo: CE).

Gamescom-2014-Halo-2-Anniversary-Delta-Halo-Honor-Guard-Comparison-jpg-600x350

En jugabilidad agregan algo totalmente nuevo: Dual Wield. Con armas pequeñas podías optar a utilizar una en cada mano y usar LT y RT para disparar de manera asincrónica estas armas. El lado negativo era que quedabas sin usar granadas a menos que botaras el arma en el suelo (cosa que era muy poco terrible, pues podías recogerla inmediatamente). A parte de eso, la campaña nos lleva a distintos lugares como el espacio, la Tierra e incluso otro Halo. A diferencia del primer juego donde todo era en el mismo lugar (con claros cambios de clima), acá hay una sensación de mayor “envergadura”, algo como “más allá de la vida misma”. El problema es que la campaña simplemente se acaba en un momento totalmente climático de la historia y te quedas con la bala pasada.

Halo 2 tiene un multiplayer sólido, que fue récord en temas de gente conectada al mismo tiempo gracias a que esta vez sí contaban con Xbox Live en su plataforma. Si bien la campaña tenía ese tono legendario, era muy corta y termina abruptamente. Se introdujeron nuevas armas que serían constantes en las siguientes iteraciones y que daban un estilo nuevo de ataque para quien las encontrara más cómodas a su forma de jugar. Su versión HD se gana un 8/10, creo que pudo ser mucho más de lo entregado, pero no deja de ser otro gran juego.

 

Halo 3

Halo-3-Master-Chief-Collection-Footage

“Finish the Fight” era el logo y tema de este juego en todos sus trailers. El primer Halo desarrollado enteramente para la Xbox 360, este juego salió y vendió consolas, y fue récord mundial en ventas en el año 2007 (¡rompiendo el anterior de, oh wow, Halo 2!).

Bungie se luce con lo que sería, a mi opinión, el mejor Halo de toda la saga. Hecho puramente con el corazón y con las ganas de mostrar lo que este estudio era capaz de hacer. ¿La campaña? ¡LEGENDARIA! Termina la saga y su historia de manera magistral (dejando espacio para secuelas, claramente), pero está diseñada y pensada para ser disfrutada en co-op y vivir una excelente historia de principio a fin, con un muy buen ritmo que no deja de ponerte los pelos de punta. Basta con decir que apenas prendí la consola, no pude ir a dormir hasta terminar la campaña, la cual dura alrededor de 10-12 horas en normal. El juego integra perfectamente las mejores ideas de los dos juegos anteriores mostrando una nueva modalidad: items. Puedes recoger items del suelo para desplegar poderosos escudos, auras de regeneración, ser invisible, entre otros.

Para el multiplayer, aprovechando el poder de la Xbox 360, lograron crear espacios de combate gigantes aguantando aún más jugadores conectados en un solo mapa, pero claramente no en desmedro de quienes prefieran jugar co-op local o incluso un lan competitivo.

Lo que más amo de Halo 3 es que tiene escondidos, de manera muy inteligente, varios vestigios de la historia pre Halo, contando el trayecto de los Forerunners y cómo tuvieron que sacrificar todo, incluso a si mismos, por el bienestar del universo entero. Naturalmente, esto es dejado bien a la pasada y justamente con la idea ya puesta en la cabeza que si siguiese la saga (se supone que Halo 3 terminaba todo), los Forerunners y su historia serían parte vital de la trama. Cabe destacar que existe un “Animahalo”, al estilo Animatrix: varios cuentos animados por distintos directores y estilos contando diversas historias. Los dos primeros de hecho son justamente lo que ocurrió con los Forerunners y su guerra contra la Flood; altamente recomendable (incluso si no tienes ninguna gana de jugar los Halo, como historia son increíbles).

Realmente, podría hablar por horas de este juego: entre la increíble gráfica que tenía para la fecha (quizás no es la mejor, pero funcionaba muy bien), un motor físico interesante, desarrollo de la trama y personajes que creaban vínculos con el jugador, y un OST que entra fácilmente dentro de mi top 3. Halo 3 se gana un sólido 10/10, pocos juegos logran sacar esa puntuación. Ojo, NO ES PERFECTO, tiene muchas falencias como bugs aleatorios (la consola se traba o te caías del mundo), una curva de dificultad muy poco constante (misiones intermedias eran mucho más difíciles que las finales), hubo problemas de conectividad y latencia en multiplayer, etc… Pero, aún con todo esto, sus aspectos positivos se come vivo a los negativos, dando la nota máxima a lo que está en mi top 10 de juegos de todos los tiempos.

 

Halo 4

gaming_halo_4_e3_1

Bungie anuncia que trabajará en Destiny, y un grupo de renegados prefirieron seguir contando la historia de Master Chief. Salieron dos juegos entre medio para la Xbox 360 (Halo ODST, el más débil de todos 6/10 y Halo Reach, buen juego, sólido 8/10) pero están incluídos como DLC (a muy buen precio, por si acaso) aparte de esta colección por tanto, algún día, los veremos. 343 Studios es el nombre de quién tomaría el mando de la responsabilidad de seguir desarrollando juegos Halo para Xbox y Microsoft, y bienvenidos sean.

Halo 4 ocurre varios años después del final de Halo 3, y sin querer caer en spoilers, prefiero decirles que la historia es por lejos una de las mejores dentro de toda la saga (diría que tiene mucho más contenido que Halo 3). Se nota desde el inicio, partiendo por la misma música, que sería un juego (y trilogía ya anunciada) muy distinto al anterior y la única palabra que se me viene es el calificativo de “oscura”, pasando por “arcana”. El escenario, la ambientación, el OST, todo tiene una actitud distinta, como “desesperanzada”, transmitiendo que dar cada paso es más difícil de dar que el anterior y que te va dejando de a poco sin aliento. Este cambio de aire y de estilo es MUY bienvenido a una saga que empezaba a mostrar desgaste y casi abuso con ODST y Reach, ahondando siempre en lo mismo, con pocos cambios significativos.

Otra cosa realmente destacable es que al jugar Halo 4, no podía entender cómo ese juego era de Xbox 360. Incluso, recuerdo perfectamente que conforme avanzaba en mi vieja Xbox, estaba anonadado con lo que 343 Studios pudo generar a partir del limitado hardware que ya tenía para el año 2012 (algo así como 7 años después del lanzamiento de la misma consola) e incluso, tomando en cuenta que la única diferencia entre esta versión y la de 360 es que corre mucho más fluido, pero la gráfica era la misma. Bravo 343 Studios, bravo *slow clap*.

Lo negativo: Es demasiado corto, es un juego que te deja deseando mucho más; es necesario tener 8 GB en la consola libres para el multiplayer (imaginen mi situación con la consola de 8 GB internos), claramente esto no corre para su versión nueva de Xbox One; se deja totalmente de lado ciertos arcos vitales en Halo 3, como qué pasa con el Arbiter y sus élites, de dónde aparecen estos Spartans-III; problemas de framerate (por limitaciones de la misma consola); noté varios bugs donde el juego no cargaba bien la siguiente parte de la etapa u objetivos cumplidos que quedaban intactos y no permitían el avance normal de la historia, etc…; el avance de la campaña tenía ritmos muy raros, algunas veces se notaba que habían partes cuya curva de dificultad escalaba al infinito sin siquiera avisar, entre otros.

No obstante, aun después de esto Halo 4 es un titulazo. Los cambios hechos al juego y su forma de contar la historia y el alcance de la misma le dan un aire muy distinto, marcando claramente que 343 Studios viene a hacer la cosas bien, al estilo Bungie sin ser Bungie. Y déjenme decirles, estos cambios fueron atrevidos y muy bien aceptados por la comunidad en general. Ahora, hay algo que no logró hacer click conmigo con este juego. Por alguna razón nunca me sentí muy “enganchado” con Halo 4 como lo estuve con los otros 3 (incluyendo Reach), sino que sentí algo parecido a lo que me ocurrió con ODST: me lo terminé y suspiré un “Meh”. Ahora que lo jugué de nuevo para Xbox One, me di cuenta de algo que fue distinto en este juego versus Halo 3, por ejemplo, es que faltó ese toque que había algo detrás, tras bambalinas, trabajando para ti o en tu contra. En Halo 3 lo lograron perfectamente con las consolas secretas de los Forerunners, pero en Halo 4, aún habiendo estas consolas, no tenían el mismo estilo: usaron animaciones para contar trozos de historia y extrañamente estos textos codificados en Halo 3 me intrigaron 10 veces más que las animaciones en sí. Halo 4 se gana un sólido 8/10, es un juegazo, pero le faltó ese “no sé qué” que tenía Halo 3 para lograr un puntaje más alto.

 

Halo 5: Guardians [Bonus Track]

halo5

De manera exclusiva para Kibit, tenemos ya un review a liberarse pronto de Halo 5. Como preview puedo adelantarles: Halo 5 es otra cosa. Tomaron todo lo bueno de los otros 4 Halos, y lograron una mezcla llena de corazón (creo que esto fue lo que más sentí al jugar Halo 4, la falta de punch). Halo 5 es una secuela directa de Halo 4, con una humanidad cada vez más acostumbrada a pelear con los vestigios Forerunners. Acá, se atrevieron a traer algo que no veíamos desde Halo 2 y es totalmente bien recibido por esta persona (yo): contar la historia desde dos puntos de vista distintos. Por un lado, Blue Team comandado por Master Chief, y por otro Osiris Team liderados por Jameson Locke.

Tratando de evitar todo tipo de spoiler, les puedo adelantar el puntaje: un 9/10 con una notable medalla al esfuerzo. Lejos, uno de los Halos mejor trabajados en el diseño, que se veía venir desde Halo 4, pero tomaron eso y multiplicaron el alcance de eso 100 veces cuando menos. Es un juego que intenta, y no falla, en ser “larger than life”. En el review hablaremos en más detalle de por qué no es un 10/10, de lo muy bueno que trae y lo malo que conlleva, pero por ahora, los dejo con el suspenso.

Deje un comentario..